Con cuadernillos, buscarán preparar a los estudiantes que pasarán a la universidad

El Ministerio de Educación presentó ayer su plan estratégico para avanzar con el ciclo lectivo una vez que se retomen las clases presenciales

El Ministerio de Educación de la Provincia presentó ayer su plan estratégico para cuando se retomen las clases presenciales, que prevé la delimitación de contenidos específicos que serán evaluados a los estudiantes cuando vuelva la presencialidad. Además, adelantaron que se destinarán cuadernillos para preparar a los alumnos y alumnas que estén en el último año de la secundaria, de manera de facilitárles el acceso a la universidad. En el salón de usos múltiples del Ministerio de Coordinación y Planificación, autoridades de la cartera educativa presentaron el Plan Estratégico 2020, con el cual buscarán definir los contenidos fundamentales que se dictaron durante el aislamiento social, para evaluar a los estudiantes cuando vuelvan las clases presenciales. “He presentado al equipo de supervisores de los diversos niveles educativos de gestión estatal y privada, el plan estratégico para la priorización de los contenidos”, manifestó la ministra de Educación, Susana Benítez. La funcionaria había señalado que se hará especial hincapié en la situación de los alumnos y alumnas del último año de la secundaria, quienes tendrán la posibilidad de pasar a la universidad en 2021. Por ello, desde la cartera adelantaron a El Litoral que se están preparando cuadernillos específicos para estos estudiantes, que servirán de apoyo para reforzar conocimientos y estrategias que se requieren en el ámbito del nivel Superior. “Es un cuadernillo de la Provincia para los estudiantes del último año, de sexto o séptimo, que funcionará como un refuerzo para los estudiantes, ya que tendrá el contenido mínimo que necesitan para adaptarse a la universidad, como el manejo de bibliografía y la comprensión lectora”, comentó a este medio la directora de Nivel Secundario, Práxedes López. Además, la funcionaria estimó que estos textos podrían empezar a distribuirse ya la semana que viene; y que se sumará a “otro material impreso de la universidad”.

Evaluación

El objetivo del plan estratégico es definir qué conocimientos específicos, dictados durante la cuarentena, son los que los estudiantes deberán acreditar en exámenes que se darán tras el retorno a las aulas para demostrar que han aprendido. Al respecto, López especificó que esta labor implica “pensar en los contenidos mínimos y cómo los vamos a evaluar”, además de que se requiere ver si se hace una sola resolución que abarque a todos los niveles educativos o una por sector. “La nota numérica volverá cuando el docente vea al alumno. Hay algunos estudiantes que por diferentes motivos no accedieron a la enseñanza a distancia, y para ellos habrá que pensar en trayectorias diferenciadas”, añadió. Vale recordar que este viernes habrá una reunión del Consejo Federal de Educación, en la que las provincias acordarán postergar evaluaciones con calificaciones hasta que finalice el aislamiento. “Nosotros ya hemos aclarado que la evaluación de aprender desde casa no puede ser numérica, porque el contexto de nuestros alumnos es muy diverso y, por otro lado, no tiene siempre el acompañamiento profesional que quisiéramos por diversas circunstancias”, puntualizó ayer la ministra Benítez. “La legislación vigente no nos permite poner calificación numérica si no es en la escuela o presencialmente”, agregó.